El decreto de sequía abre las puertas al mercado del agua

El ministerio de Agricultura, Alimentación y Medioambiente ha aprobado el decreto de sequía desoyendo las peticiones del regadío tradicional de la Vega Baja del Segura. La fundamentación del citado decreto es la situación de sequía que hay en la “cuenca del Segura”, cuando en el documento que aprobaron una serie de juzgados de agua y que remitieron al citado ministerio quedaba claro que esa situación afectaba sólo a uno de los subsistemas de la cuenca, el de los nuevos regadíos del trasvase Tajo-Segura. El ministerio utiliza el déficit en este subsistema para concluir que está afectada toda la cuenca y decidir tomar las medidas extraordinarias que se recogen en el citado decreto, entre las que se encuentra la posibilidad de vender derechos de agua. Como se recogía recientemente en los medios, algunos juzgados de aguas han decidido entrar en lo que se llama “el mercado del agua”, cediendo una parte de sus derechos de concesión a cambio de una indemnización y otros, en una postura que desde Izquierda Unida consideramos razonable, aceptar que los regantes del trasvase puedan utilizar el agua del regadío tradicional almacenada en el embalse de La Pedrera con el compromiso de que, tan pronto dispongan de agua, retornen a este regadío la misma cantidad que se han llevado. Creemos que esta posición sí es de solidaridad entre regantes y deja de lado el “mercado del agua” que siempre beneficiará a los que sí pueden pagar por ella, lo cual no es el caso del regadío tradicional. Continuar leyendo “El decreto de sequía abre las puertas al mercado del agua”

Anuncios